lunes, 28 de julio de 2014

La Belén Esteban catalana

En Cataluña hay de todo. Desde grandes evasores fiscales, envueltos, eso sí, con la bandera catalana, hasta tipos capaces de estar en misa y repicando, cosa que les ha permitido vivir en el Palece mucho tiempo. Hasta que ha llegado el momento de dar la espantada.
Hay degenerados que un día pertenecieron a un grupo terrorista y luego pasaron a la política, sin que tuvieran noción de haber hecho nunca nada malo. Hay caraduras que, desde su plataforma política, instan a desobedecer las leyes, pero luego utilizan esas mismas leyes para querellarse contra quienes les ofenden.
Hay tipos que estando en el gobierno catalán han visto como uno de los suyos defraudaba y defraudaba a Hacienda, y ahora dicen que es un asunto particular del interesado. ¿Podrían no haber visto nada? ¿Podrían no haberse enterado? En este caso, ¿para qué sirven las Autonomías? ¿para qué sirve tanta cercanía al ciudadano? ¿para qué sirve tanta cercanía al correligionario? ¿por qué dices Espanya ens roba si no sabes lo que te están robando los tuyos?
En Cataluña hay de todo. También hay personas no contaminadas por el nacionalismo. Personas con criterio. Personas que sufren y se avergüenzan de todo lo que está pasando. Pero les ponen el sambenito de botiflers. El pueblerinismo avanza.
En Cataluña, por tener, tienen hasta a su Belén Esteban, que no es otra que Rahola. Ella es una estrella de la radio y la televisión de allí. Tiene muchos seguidores, e incluso un cargo en la Generalidad y una columna en un diario que antaño era grande y hoy es de risa. En él se cuecen editoriales conjuntos merced a un periodista que podría ser mucho, pero que ha elegido ser pelele de Lele.
Esta Rahola, cuando se dio a conocer algo que en un país serio hubiera sido un escándalo y en España es una juerga, lanzó el siguiente tuit: «Aviso urgente a la caverna: reíd, reíd malditos, pero ni los pecados de cien Pujoles frenarán el proceso de liberación del pueblo catalán..» Así que ya puede ir a la tertulia de radio de cierta rubia para ver quién la dice más gorda.


domingo, 27 de julio de 2014

Atacar a Cataluña


Bueno, los catalanistas, puesto que tienen proscritas a la eñe y a la che, escriben Catalunya. El caso es que Jaime Matas, Luis Bárcenas y Carlos Fabra están en la cárcel. Félix Millet, Narciso Serra y Jorge Pujol están en sus casas.

Cuando un gran número de catalanes perdió ingentes cantidades de dinero, y bastantes se arruinaron por completo, se demostró que sarna con gusto no pica. Pujol se envolvió en la bandera catalana, culpó a los espanyoles y propuso en la Junta de Accionistas que el valor de las acciones pasase a ser de cero pesetas. Los accionistas, en lugar de exigir que la policía revisase las cuentas, estuvieron conformes con la propuesta, es decir, regalaron el patrimonio invertido. Y cuando hubo ocasión le votaron mayoritariamente. ¿Y ahora qué? Pues supongo que igual. El virus del nacionalismo cuando pica pica fuerte. Y no hay peor ciego que el que no quiere ver.

No hay más que fijarse en la actitud de Rahola, la Belén Esteban catalana, que da 'lustre' y 'empaque' a todos los sitios en los que participa.

La actitud del gobierno catalán, con Arturo Mas a la cabeza, no ha sido todo lo contundente que debía, sino que más bien trata de restar importancia al caso, con lo cual el escándalo salpica todos los votantes del partido. José Antonio Duran Lleida se fue por la puerta de atrás, y ahora ya sabemos los motivos.

Cuando lo de Banca Catalana, que supuso la ruina de muchos, pero no de Pujol, Jorge Solé Tura no quiso comulgar con las ruedas de molino que se ofrecieron a la opinión pública y los catalanistas se lo hicieron pagar. Del mismo modo actuarán ahora, porque los catalanistas no se arrepienten nunca, con quienes no se traguen la nueva y enorme bola que ha puesto en circulación el que algunos se empeñaron el llamar 'hombre de Estado', y quien quiere verlo ya ve lo que en realidad es.


sábado, 26 de julio de 2014

La patria de los Pujol

El concepto de la patria es variado. Hay quién dice que su patria es su poesía, hay quien dice que son sus amigos o los lugares de su infancia; otros dicen que su patria es el mar; no faltan quienes tildan a sus sueños como su patria. Lo que cuesta averiguar es cuál será la patria de los Pujol. ¿El dinero? ¿Suiza? ¿Catalunya? ¿Espanya ens roba? A la luz de las últimas noticias parece difícil de averiguar.
Lo que particularmente me enoja es la inepcia de los sucesivos ministros de Hacienda, que, pese a cobrar por su trabajo, han sido incapaces de detectar todo lo que ahora ha contado este Pujol, tan desvergonzado como siempre. Ese Pujol que dijo: si tiramos de la manta todos nos haremos daño. No me extrañaría que no se hiciese ningún daño ni tirase de la manta. Y también se cachondeó, allá por 1999, de los ministros de Hacienda: «He sido el político más investigado de este país, del derecho y del revés, y nunca me han encontrado nada.». Ahora se ve que era recochineo.
Por su parte, los tarugos enfermizos ya van dando su opinión. Dice que es una maniobra de los espanyoles para frustrar el proceso secesionista, que ellos llaman soberanista.
No me extrañaría nada que si Pujol se presentara a las elecciones en Cataluña, las ganara por mayoría absoluta. Ya ocurrió así tras lo de Banca Catalana. Se arruinaron muchos catalanes, pero se arruinaron a gusto. Pujol se envolvió en la bandera.
Arturo Mas ha hecho el ridículo una vez más, al decir que se trata de un asunto privado. El director de La Vanguardia, Marius Carol, al referirse al asunto ha escrito el artículo más cómico de toda su vida. El dueño de este panfleto, que antaño fue un gran periódico, debe de estar muy contento. Quizá esté tramando ahora un editorial conjunto en el que se le eche la culpa a Espanya. De ERC mejor no hablar.

viernes, 25 de julio de 2014

La frivolidad de Antonio Gala

Hay que llevar cuidado al hablar de ETA. Bildu y Podemos, por ejemplo, amenazan con querellarse contra quienes los vinculen con la banda terrorista.
Sin embargo, es obvio que tanto Podemos como Bildu sienten más simpatías por los etarras que yo, que no siento ninguna. Es más, algunos de ellos dicen que los terroristas presos deberían ir saliendo de la cárcel y yo opino absolutamente lo contrario. Creo que con la cadena perpetua nos hubiéramos ahorrado muchos crímenes y mucho cachondeo, porque los etarras se cachondean además. Es imposible encontrar algo bueno en un etarra. No hay modo. La cantidad de fechorías que han cometido estos elementos a los que se adscribe de forma temeraria a la especie humana es considerable. Y, además, a causa de la tradicional holgazanería de los españoles que se instalan en ciertos puestos, muchas de esas fechorías están por resolver.
Habla uno de Bildu o de Podemos frívolamente de ETA y si alguien se queja de ello enseguida miran si la queja es susceptible de querella.
Pero ¿qué sería de ETA sin la comprensión de muchos?
Por la senda de la frivolidad camina Antonio Gala cuando escribe alabanzas a Pertur, el fundador de ETA. ¿Cómo se puede alabar a un fundador de la banda? Hay que rebuscar mucho para encontrar argumentos, y aun así hay que tener muchas ganas para poderlo hacer.
Pertur fue el ideólogo de la banda, y hay que ser retorcido para inventar una banda como esa. No sería extraño que se hubiera alimentado con las ideas de Sabino Arana y como consecuencia surgieran en su débil cerebro esas ideas criminales. Las ideas de Sabino Arana también gustan mucho a un político muy famoso por su pelo. Pertur fue una de las primeras víctimas de su invento y su cuerpo no ha sido encontrado. Pero ahora tiene quien le escriba.

jueves, 24 de julio de 2014

Manuel Valls, socialista francés



Es agradable ver que un señor que no fue francés hasta los veinte años, porque nació en otro país y se nacionalizó a esa edad, logra el cargo de Primer Ministro en Francia.

Es bonito verlo porque algunos tipos que viven actualmente en España, pero cuyo pensamiento es antediluviano, intentan mantener vivos odios antiguos. Manuel Valls nació en España y para nacionalizarse francés ha tenido que obviar el pasado y tener en cuenta sólo el aquí y ahora.

Ojalá el socialismo español estuviera encabezado por alguien de talla similar. Y el único que se me ocurre es José Borrell. Pero a la vista de las tendencias que se ven actualmente en la política española me temo que si hubiera competido en las primarias con los otros tres candidatos habría quedado el último.

Al 'pueblo soberano' se conoce que le va la mala vida. Quiere sufrir más todavía, y de ahí el éxito de partidos como Bildu, ERC y Podemos.

Ya se ve que Manuel Valls no busca el voto de los franceses, sino mejorar las condiciones de vida de los franceses. Es alguien que sabe que la Unión Europea es imprescindible y que todas las medidas que se tomen en cada uno de los países han de ser buenas también para ella. Es consciente de que la izquierda ha perdido pie ante la nueva realidad que impone la globalización y que, por tanto, debe adaptarse a los tiempos modernos y aceptar el desafío. Lo que no puede hacer la izquierda es renunciar al progreso, con tal de mantenerse fiel a postulados que ya no funcionan. Es difícil encontrar una mota de sectarismo en el discurso de Valls.

El sectarismo, la política del corto plazo, la falta de discurso, son propios de los políticos españoles. Ni siquiera se les ocurre que el cumplimiento de la ley es un pilar básico de la democracia. Si se compara a Manuel Valls con cualquiera de los tres candidatos de las primarias socialistas dan ganas de emigrar a Francia.

 

miércoles, 23 de julio de 2014

Ayala-Dip escribe sobre el manifiesto

Lo ha hecho en la sección catalana de El País. J.Ernesto Ayala-Dip dice que el manifiesto le da miedo. Lógicamente, tratándose de él ha de referirse al que lleva por título Libres e Iguales.
Quisiera recordar a los lectores que no sólo es recomendable firmarlo, sino que también es conveniente hacer una aportación, aunque sólo sea de cinco o diez euros. Los enemigos de la libertad y la democracia no descansan, como se pudo comprobar en el hecho de que un grupo de gamberros lanzó un ataque masivo de spam contra la web en la que se recogen las firmas y la bloqueó. A los promotores no les quedó más remedio que contratar a una empresa informática que, como es natural, cobra por su trabajo.
A los enemigos de la libertad y la democracia no les gusta que se expresen opiniones contrarias a las suyas y mucho menos que alcancen un gran número de adhesiones.
La democracia no es un regalo del cielo, es algo que hay que conseguir día a día, con esfuerzo y con tesón.
Ya se ve que al citado Ernesto Ayala-Dip no sólo le molestan la democracia y la libertad de las personas, sino que le da miedo.
Eso de que haya que cumplir las leyes no lo ve claro. Augusto Pinochet tampoco lo veía claro. Fidel Castro tampoco lo ve claro. Jorge Pujol tampoco lo ve claro. Arturo Mas es el que menos claro lo ve. Y Junqueras se frota las manos.
Ernesto Ayala-Dip no está muy de acuerdo con que se derechos de los humildes, de los trabajadores, de los esforzados. Prefiere respaldar, y él sabrá por qué, a los de la ceba, a los oligarcas catalanes. Se siente cómodo con ellos, por lo que se ve, y rompe una lanza por ellos.
Pero si algo puede amparar a los más desfavorecidos es la ley. Votar por el cumplimiento de la ley es la mejor forma de ser solidario. Por ahí se empieza.

martes, 22 de julio de 2014

El Estado pierde 12000 millones más


Sobre lo perdido hasta el momento, con la venta de Cataluña Caixa, pierde otros doce mil millones, que quizá sean más.
No obstante, el caso Cataluña Caixa no levanta tanto revuelo como el de Bankia, a pesar de que proporcionalmente el descalabro es mucho mayor. Bankia se considera un caso del PP, aunque sólo UPyD pudo poner una querella, porque todos los demás partidos están implicados, en mayor o menor medida, en el descalabro. Incluso el nuevo líder de los socialistas, Pedro Sánchez, formó parte de la Asamblea General de Caja Madrid.
El presidente de Cataluña Caixa era Narciso Serra, que ahora, al igual que José Luis Olivas y otros, alega que no tiene culpa, etc. Narciso Serra es del PSOE.
El Estado paga y del mismo modo que anteriormente fue incapaz de controlar el desmadre, ahora no atina a señalar culpables. Simplemente, paga. Y para poder pagar recorta sueldos y prestaciones y sube impuestos.
Todo no acaba con los doce mil millones perdidos. El comprador recibirá una serie de garantías para el caso de que haya reclamaciones por las preferentes, deuda subordinada, etc.
En España todo gira en torno a los bancos, de modo que si uno de ellos quebrara la catástrofe sería descomunal, pero mientras tanto hacen lo que quieren, puesto que no se aprecia que estén sujetos a ningún control, salvo en el plano teórico.
Los bancos, que llevan años tratando de desprenderse de las viviendas que acumularon en sus balances, y por las que se niegan a pagar los gastos de comunidad y nadie les obliga a que lo hagan, han aprovechado la crisis para despedir, a bajo coste, a gran parte de sus plantillas, a incrementar la carga de trabajo de los que quedan y a aumentar considerablemente los emolumentos de sus altos directivos. Para que esto último sea posible, han aumentado las comisiones. El Estado no dice nada.