martes, 22 de agosto de 2017

En defensa del cura

La izquierda santa ha salido en tropel a despellejar al párroco de la Iglesia Virgen Madre, Santiago Martín. La izquierda santa y pura, que esto no lo había dicho.
El cura se extralimitó en su cometido. Pero los ayuntamientos no tienen competencia en materia de refugiados y Carmena afea la fachada de Madrid con una pancarta en la que pone ‘Refugees Welcome’. Eso a la izquierda le parece bien.
En relación con el terrorismo de ETA, un obispo abogó por una paz en la que no hubiera vencedores ni vencidos. Eso a la izquierda le parece bien. La izquierda presume de solidaria, pero esa insolidaridad del obispo con las víctimas del terrorismo en particular y con al sociedad en general le parece bien. Tampoco le parece a la izquierda que el obispo se haya extralimitado en su cometido.
Algunas monjas que ejercen sus funciones en Cataluña, quizá en la misma Barcelona, se extralimitan en su cometido una y otra vez, pero eso a la izquierda le parece bien.
El nacionalismo es una ideología que fomenta el odio y el egoísmo. Y hay curas y obispos nacionalistas que inducen a sus feligreses a odiar y a ser egoístas. Y eso a la izquierda le parece bien.
Perdón, llevo varios párrafos hablando de la izquierda de forma inadecuada. No es la izquierda la que tiene varias varas de medir, sino la izquierda santa y pura. La izquierda normal no tiene nada que ver con esto. Lo que ocurre es que a los de la izquierda normal los llaman fachas.
Lo que hizo el párroco, Santiago Martín, fue preocuparse por sus feligreses. Había una recomendación del ministerio del Interior que fue desoída y como consecuencia de ello se ha producido un atentado terrible. Tuvo el valor de decir lo que otros callan. Las hordas no se lo perdonan.

lunes, 21 de agosto de 2017

Puigdemont nos llama miserables

Precisamente él, que tanto daño, en todos los órdenes, está haciendo a los españoles y de entre estos a los que más a los catalanes, nos llama miserables a quienes tenemos dudas sobre el dispositivo antiterrorista de las autoridades autonómicas y locales.
Por mi parte, y como ya tengo dicho, lo que pienso es que si las competencias en materia policial no se hubieran transferido a ninguna Autonomía se habría evitado este atentado habido en Cataluña y muchos otros de ETA.
A los nacionalistas no les importa el daño que hagan con tal de conseguir sus propósitos, que no pueden ser buenos. Bastaría con que no hubiera existido el PNV para que ETA tuviera que desaparecer. El PNV siempre ha proporcionado, queriendo o sin querer, a los terroristas.
Por su parte, Puigdemont demuestra, una vez más, lo ya sabido, que el nacionalismo, cualquier nacionalismo, es incompatible con la democracia. Lo ha demostrado al no aceptar las críticas a la gestión por parte de la policía autonómica del atentado de Barcelona, gestión que, por otra parte, deja mucho que desear. Tanto que no se descarta que haya querellas, incluso por parte de algún gobierno extranjero, contra el ayuntamiento de Barcelona, por haber desoído la recomendación de poner macetones o cualquier otra cosa que hubiera servido para impedir el paso al vehículo asesino.
Puigdemont nos llama miserables por tener dudas sobre algo que en principio presentaba muchas dudas, pero ahora ya se sabe que en realidad la actuación de la policía autonómica, salvo las actuaciones particulares de algunos agentes, fue deplorable.
La actuación de las autoridades catalanas sirviéndose del atentado para continuar en su espiral enloquecida hacia la nada es nauseabunda. Esa política catalana que ha insultado al Rey debería ser relegada de su cargo inmediatamente y la CUP ha demostrado que lo suyo es vileza profunda. Por mucho que critique Puigdemont a los de la CUP, no romperá con ellos.


domingo, 20 de agosto de 2017

Islam y nacionalismo

La lógica señala que tiene que haber un número muy grande de musulmanes a los que se puede y se catalogar como buenas personas, porque si todos fueran malos el caos mundial sería tremendo.
Pero el Islam ha fracasado como religión, puesto que todos los países que se rigen por ella están anclados en el pasado. Una señal o indicio de que ya está en declive y que tarde o temprano tendrá que desaparecer, es el terrorismo que ha surgido entre ellos. El porcentaje de terroristas debe de ser mínimo entre los musulmanes, pero va creciendo.
Como consecuencia, los que conservan la bondad en algún momento comenzarán a abandonar esa creencia y quizá busquen confort espiritual en otras. Es un proceso que ha de darse, puesto que no se percibe que los líderes religiosos del Islam sean capaces de atajar ese creciente brote terrorista.
El nacionalismo, por su parte, vive de generar odio y fomentar el egoísmo. El reciente atentado de Barcelona ha venido a demostrar que los gobernantes nacionalistas ponen mucho más interés en traicionar al resto de los españoles que en proteger a las personas que están en Cataluña. Dado su comportamiento, si esos terroristas no han hecho más daño cabe atribuirlo a un milagro. Si hubieran sido leales, posiblemente se habría evitado el atentado o no habría logrado hacer tanto mal.
El nacionalismo también está condenado a desaparecer, porque lo que lleva el mal en su naturaleza acaba por autodestruirse. Y ya se ve en la actitud mezquina y miserable de las autoridades catalanas que no se puede esperar nada bueno de ellas. Incluso hay nacionalistas que se sirven del atentado para atacar a España, tal es el clima enloquecido que ha generado esta doctrina tan nefasta, a la que cabe equiparar con el fascismo, el nazismo, el comunismo y el populismo.

sábado, 19 de agosto de 2017

Preguntas con respecto al atentado

El sistema autonómico se hizo bajo el supuesto de las autonomías se iban a comportar de forma disciplinada y solidaria, pero los hechos demuestran que ha sucedido lo contrario, que su actitud es más salvaje que disciplinada y las más desleales de todas las autonomías son la catalana y la vasca, que, curiosamente, son las que mejor trato reciben de los sucesivos gobiernos de la nación.
Algunas de las competencias transferidas a los gobiernos regionales claman al cielo: Educación, Sanidad, policías autonómicas…
¿Se habría podido evitar el atentado de Barcelona si las competencias en el campo de la seguridad hubieran seguido en manos de Estado? Pues es muy posible. Y también muchos atentados etarras.
Por lo que se viene sabiendo, la coordinación entre los mozos de escuadra y la policía nacional deja mucho que desear. Si esta última hubiera recibido información de forma inmediata sobre los explosivos de Alcanar se habría sabido enseguida que ahí había una célula terrorista.
Por supuesto que la policía nacional habría instalado, marmolillos, barreras New Jersey o macetones en las Ramblas.
Ese deseo que tienen los payasos que mandan en Cataluña y Barcelona de diferenciarse de España de todas las maneras posibles genera unos riesgos innecesarios para quienes pasen por allí. Esos que hablan al mundo en una lengua fabricada artificialmente en el siglo XX y que no hablan más que cuatro gatos, desdeñando otra universalmente conocida. Esos golfos, Puigdemont, Junqueras y Colau pueden lograr ellos solos que el sentimiento de solidaridad que despierta un atentado de este calibre disminuya considerablemente. Algunos catalufos han escrito artículos nauseabundos con referencia al brutal atentado. Tienen la mente tan calenturienta y retorcida que no se puede vaticinar que salga de sus cabezas ni una sola idea buena en los próximos lustros.
Sin olvidar tampoco el hecho de que se haya fomentado de forma exagerada en Cataluña la inmigración musulmana por motivos maquiavélicos.

viernes, 18 de agosto de 2017

Casandra Vera y Tip y Coll

Haciendo una búsqueda en google se puede ver que se ha sacado a relucir que Tip y Coll hicieron un chiste similar al que le ha valido la condena a Casandra Vera.
Dejando aparte que en aquel momento el hecho no estaría tipificado como delito, cabe aducir que no es probable que estos humoristas se alegraran de que Carrero Blanco muriera de esa manera. Se ganaban la vida haciendo reír y en su caso no cabe suponerles ninguna otra intención. Dicho esto, el chiste no me gusta, lo digan ellos o lo diga quien sea. Cualquier cosa que sirva para banalizar los atentados de ETA favorece a la banda y a sus cómplices, voluntarios e involuntarios, igual de cochinos todos.
Creo que fueron unos cómicos geniales, sobre todo Tip. Coll vino a ser el contrapunto que necesitaba, porque Tip anteriormente lo había intentado con Top. Porque metieran la pata una vez no merecen ser descalificados. Creo que con su humor ayudaron a subir el C.I. colectivo de los españoles.
Gila también me hacía reír mucho, casi siempre, pero cuando hacía chistes sobre jorobados u otros seres desvalidos ante las turbas me enojaba mucho. En estos casos demostraba que por mucha gracia que tuviera, su sensibilidad era nula.
La vida tiene esas cosas, regala dones a unas personas merced a los cuales los demás pueden gozar, todo ello independientemente de que esas personas agraciadas con esos dones merezcan o no la admiración que despiertan en las multitudes. A muchas de ellas no les importa merecerla, sino tenerla.
Lo que conviene no perder de vista es que las víctimas del terrorismo, al final, son las grandes olvidadas. La gente quiere pasar página con respecto al terror de ETA y los etarras quieren que la gente quiera pasar página. Pero el terror sigue ahí. La risa de Otegui lo corrobora.

jueves, 17 de agosto de 2017

Esa izquierda

Hay una izquierda que es sensible, demócrata y bienintencionada. Pienso al decir esto en Maite Pagazaurtundúa, pero no sólo en ella. Estuvo en el PSOE y luego en UPyD, por lo que supongo que la puedo calificar como de izquierdas. Desde luego que es una mujer muy sensible y delicada y no la veo capaz de hacer daño a nadie.
Sí la veo muy capaz de defender la ley con todas sus fuerzas y a las víctimas del terrorismo, que, en definitiva, somos casi todos, con idéntico afán.
Pero hay otra izquierda que carece por completo de sensibilidad y que practica el tiro al facha, con el que no tiene ningún tipo de miramientos. Para esa izquierda facha puede ser tanto el que critica a Maduro como el que se alarma ante el clima belicoso del que hacen gala los extremistas en la actualidad. Para esta izquierda, cualquiera que no se identifique exactamente con la extrema izquierda es facha.
Esta izquierda está mucho más a gusto con Otegui que con Rajoy. Jamás protestará ante esos ayuntamientos que homenajean a los etarras y quitan las placas que pone Covite en recuerdo de quienes fueron asesinados por ETA.
Hay una izquierda capaz de aplaudir el asesinato de Carrero Blanco y de lamentar que Aznar no corriera la misma suerte. Hay una izquierda capaz de negarle el homenaje a Miguel Ángel Blanco.
Esa izquierda jamás se va a suscribir a Covite, porque no es una asociación de izquierdas. Ni de derechas. Y ese es el problema, si no es de izquierdas ni de derechas es que es facha. Pero Covite no puede ser de derechas ni de izquierdas porque no es una asociación política, sino una asociación que defiende a las víctimas del terrorismo, que somos todos, aunque unos de forma más dramática.
Esa izquierda no tiene la solidaridad entre sus postulados, sino tan solo el odio a la derecha..
'El Parotet y otros asuntos'
'Diario de un escritor naíf'
'Yo estoy loco'
'Valencia, su Mercado Central y otras debilidades'
'1978. El año en que España cambió de piel'
'La Guerra Civil y la Tercera España'
'Cantos al camino'
'Historias de la otra razón'

miércoles, 16 de agosto de 2017

El indecente desarrollo del caso Juana Rivas

En un país democrático ha de cumplirse la ley, tanto si gusta como si no gusta. No lo digo yo, lo dijo Sócrates con motivo de la sentencia que lo condenó a muerte.
Han pasado suficientes siglos como para que lo entienda todo el mundo, pero hay molleras impenetrables. Todo intento de introducir la razón en ellas es vano.
La salud moral de un país se basa en el deseo de justicia, cuanto más grande sea éste entre sus ciudadanos, más sano es. Ese deseo de justicia se demuestra con el respeto absoluto a las sentencias judiciales, aunque no se esté de acuerdo con ellas. Los regantes valencianos también comprendieron eso. En el año 960, y ya han pasado siglos desde entonces, se fundó en Valencia el Tribunal de las Aguas, que se reúne todos los jueves. Todas, absolutamente todas, las sentencias emitidas se han cumplido escrupulosamente. Esto es la civilización.
Lo de desoír las sentencias judiciales, lo de pasar por encima de la justicia y trasladar los juicios a la calle, para que sean las masas las que juzguen, es la barbarie.
En el caso de Juana Rivas, además, se está haciendo mucho daño a una persona que, curiosamente, es el padre de los niños. Cuando lo vean, cuando los niños estén con su padre, la relación va a estar muy viciada. Los menores también pierden mucho con esto.
Estos asuntos deberían llevarse de manera discreta, como seguramente quiere la mayoría de los jueces, porque en los casos de divorcio siempre hay daños para todos, pero los más perjudicados son los menores. La primera obligación sería la de procurar que el daño fuera el menor posible. En este caso se han soprepasado todos los límites. …..Las secuelas resultantes quizá duren toda la vida a todos los afectados, sobre todo en los más indefensos.

martes, 15 de agosto de 2017

Las medias de Lola Flores

En una entrevista que le hicieron en televisión, la que fue conocida como La Faraona, explicó que iba por el mundo dando a conocer las bondades de España. Estas medias son de Sabadell, dijo, señalándose las piernas.
Supongo que a los cerriles que rigen el ayuntamiento de Sabadell les gustará que la gente compre medias y otros productos de su tierra. Lo que no se han parado a pensar es que puede ocurrir lo contrario, que la gente mire la etiqueta del producto que va a comprar y si ve que ha sido hecho en Sabadell lo vuelva a dejar en la estantería. Quienes han votado a esos deberían darse cuenta que más pronto o más tarde van a quedarse todos sin trabajo, porque cuando estas dinámicas, como las de dejar de comprar productos de un sitio, pueden comenzar tímidamente, pero en cuanto cogen fuerza ya no tienen freno.
Pero ya no se trata de que los ciudadanos de Sabadell hayan votado con torpeza, como lo muestra el hecho de que varios partidos antisistema hayan conseguido suficientes sufragios para al unirse entre ellos conseguir la mayoría, sino que la mera circunstancia de que esos cafres que mandan se hayan planteado la posibilidad de retirarle la calle a Antonio Machado por españolista induce a pensar que la mayoría de los sabadellenses son igual de cafres que esos políticos. Además, también están en el aire las calles dedicadas a otros ilustres personajes y no sería de extrañar que si acabara por perpetrarse la aberración, alguno de los nuevos titulares de esas vías públicas fuera algún terrorista de Terra Lliure. El cretino de J. Fuster ya la debe de tener.
Ya ha surgido en Cataluña algún movimiento de resistencia ante tanta barbarie, esperemos que llegue a tiempo de parar la destroza y logre hacer que la región del nordeste español vuelva a ser lo que debe, aunque con tanto loco suelto la tarea no es fácil.

lunes, 14 de agosto de 2017

Faisán, de nuevo

Desde Adolfo Suárez, ningún otro presidente ha tenido un gesto de grandeza. Leopoldo Calvo Sotelo dijo, en referencia al 23-F, que por algún sitio tenía que trazar la raya, porque en otro caso tendría que haber encerrado a dos mil.
De ese modo, quienes se libraron de la cárcel, pudieron seguir cometiendo fechorías con la misma impunidad, algunos de ellos en el ejercicio de responsabilidades muy elevadas.
Si se hubiera metido en la cárcel a todos los que lo merecieron, como consecuencia se habría generado un ambiente de ejemplaridad; como la mayoría eludió sus responsabilidades, quedó claro que la justicia no es igual para todos. Por robar una gallina se va a la cárcel y participar en un golpe de Estado puede salir gratis.
De esa idea de que todo vale han surgido luego la utilización partidista de la lucha contra ETA, la utilización y manipulación de las víctimas, la negociación con los terroristas, que además de inmoral es un delito grave, los más de 300 atentados impunes y para poner la guinda a tanta infamia y tanto despropósito, el chivatazo del Faisán, en el que también ha quedado una vergonzosa X.
Las dos X, además, caen en periodos socialistas, pero en ambas hay responsabilidad compartida por el PP, porque los dos partidos participan del mismo sistema y se hacen trampas parecidas. En casi todos los demás partidos se da el caso curioso de que quisieran resolver una de las X, pero la otra no. Con lo cual…
La única grandeza que se puede encontrar está en los aledaños de la política, en Covite, que no se deja manipular, ni utilizar por nadie, motivo por el que necesita imperiosamente la ayuda de los ciudadanos. La necesita y la merece.
En lo que respecta a la reapertura del caso Faisán estamos en la fase en que hacerse ilusiones puede ser excesivo. Pero es imperiosamente necesario que quienes infringen la ley paguen por ello.