miércoles, 1 de diciembre de 2010

La sanidad valenciana, en peligro

La sanidad es una de esas competencias que jamás debieron transferirse a las Comunidades Autónomas. ¿Es que algún paciente no se va a dejar operar por un cirujano que no hable el idioma propio de su Comunidad? El reparto de fondos entre las distintas Comunidades Autónomas, en lo que respecta a este sector, no puede ser justo. Unas Comunidades tienen más ancianos, otras reciben más turistas, otras, más inmigrantes. Las circunstancias que se tienen en cuenta una vez, pueden haber cambiado dos o tres años después.
Dicho esto, conviene recordar que la sanidad valenciana es la peor valorada de España. De hecho, está en peligro. La solución de Camps: trasladar las culpas a los ciudadanos. Es lo suyo. Cuando el juez le preguntó por el caso Gürtel, Camps, que se hizo acompañar en su desplazamiento hasta la Audiencia Provincial, contestó que todos los valencianos le debemos mucho, porque él ha sacado a esta Comunitat adelante. Quizá lo que quiso decir es que la ha endeudado hasta el paroxismo, que se ha metido en obras faraónicas que no eran estrictamente necesarias, olvidando o postergando las ayudas asistenciales. Últimamente, no puede ni pagar los sellos a Correos. En la misma línea que en su respuesta al juez, ahora apela a la responsabilidad de los valencianos para que no se ponga en peligro la sostenibilidad de la sanidad valenciana. Pero los ciudadanos son los que sostienen con sus impuestos a la sanidad pública y a todo el gobierno valenciano. Y el gobierno valenciano, el de Camps, el que lo ha de gestionar. Si lo hace mal, la culpa no es de los ciudadanos, al menos no toda. El estrepitoso fracaso de Zapatero, su inutilidad como presidente del gobierno, no debería tapar el fracaso de Camps, su inutilidad como presidente de la Generalidad Valenciana.

'Antes de que se me olvide'
'Pobres mujeres'
'Tres ataúdes blancos'
'Elemental, queridos humanos'
'Los más duros de la historia'
'Felipe V'
'Tauroética'
'Fábulas contadas a los niños'

1 comentario:

El Periódico de El Prat dijo...

En esto no tiene merito Camps, la sanidad está en peligro en las 17 taifas